China: Más cultivos de verduras y hortalizas

El paraquat permite una producción de cultivos más rápida para los agricultores de Guandong, China. Este estudio de caso se basa en un artículo del Sr. Shen Shu Ping de la Universidad de Agricultura del Sur de China, publicado en el Chinese Journal 'Pesticide Information'.

En un año en China se produce un máximo de ocho cultivos de verduras y hortalizas En la región de Guandong hay un millón de hectáreas de verduras y hortalizas de alta calidad y se produce un máximo de ocho cultivos cada año en la misma tierra. Definición Las hojas son "finas" en contraposición a las hojas "anchas" de las malas hierbas de hoja ancha. También se las denomina 'monocotiledóneas', es decir que tienen una hoja de semillas en contraposición a las 'dicotiledóneas' que tienen dos hojas de semillas. Referencias y recursos en línea acreditados La Sociedad Internacional de Ciencias de las Malas Hierbas (International Weed Science Society) representa a las asociaciones individuales en todo el mundo. Se citan los detalles de estas asociaciones regionales. Bajo una labranza tan intensiva, una rápida recuperación entre cultivos resulta esencial para que los agricultores pueda maximizar la producción.

Para lograr esto, se deben limpiar rápidamente las malas hierbas y los restos después de cosechar y a los pocos días se debe sembrar o plantar el próximo cultivo. Por lo tanto, no sorprende que se use paraquat en más del 40% del área destinada al cultivo de verduras y hortalizas en el área de Guandong.

Los productores de verduras y hortalizas en Guandong usan el paraquat de varias formas diferentes. Primero, se lo pulveriza como tratamiento pre-plantación, con frecuencia mezclado en tanque con un fertilizante o con butaclor (otro herbicida) para proporcionar control residual de malas hierbas. El paraquat también ha sido ampliamente adoptado para el desmalezado entre surcos y después de la cosecha se usa para disecar los rastrojos, los residuos y todas las malas hierbas restantes.

La velocidad de acción del paraquat es clave para su éxito. Luego de pulverizar, se eliminan las malas hierbas en uno o dos días y durante este período la tierra se puede preparar para el próximo cultivo sin demora. Además. como el paraquat se inactiva completamente al contacto con el suelo, se puede sembrar o plantar el cultivo en forma segura apenas el suelo esté listo. Con los herbicidas sistémicos, los agricultores tendrán que esperar 10 días después de pulverizar antes de comenzar a trabajar en el próximo cultivo. Con ocho cultivos por años, esto representaría una pérdida de 80 días de producción de cultivos.