El paraquat protege al glifosato en el Tratamiento Doble Australiano

Los agricultores australianos están usando un Tratamiento Doble que incluye paraquatLos investigadores australianos han descubierto que la pulverización con paraquat en un sistema de ‘Tratamiento Doble’ es una forma muy efectiva de restringir la evolución de malas hierbas resistentes al glifosato. Las malas hierbas que sobreviven a la quema con glifosato se pulverizan con paraquat hasta dos semanas más tarde. El Tratamiento Doble garantiza que se utilicen dos modos de acción diferentes para combatir las malas hierbas.

El sistema de Tratamiento Doble se ha modificado con los años y se han desarrollado diferentes opciones; sin embargo, cada una conserva el principio de diversidad en el control de las malas hierbas.  Fue un sistema precursor cuando se introdujo por primera vez el paraquat como herbicida de quema en Australia. Luego de la pulverización, se labraba el suelo. En la actualidad, con el uso extensivo de glifosato y la popularidad de la labranza cero, una opción alternativa es suministrar el Tratamiento Doble con glifosato y luego paraquat. El sistema funciona mejor cuando se da un poco de tiempo al glifosato para que se traslade a través de las malas hierbas hasta las raíces; cuando se aplica paraquat sobre malas hierbas todavía verdes y cuando las lluvias tempranas fomentan un nuevo brote de germinación1.

El primer caso en el mundo de resistencia de malas hierbas al glifosato se registró en Australia en 1996 cuando falló el control de una población de ryegrass anual (Lolium rigidum) en Victoria2. Para el año 2010, los casos confirmados de resistencia al glifosato en ryegrass anual habían llegado a 981. La mayoría están en campos de cereal, huertos o viñedos con labranza cero – todos ejemplos de uso intensivo de glifosato a largo plazo.

Los investigadores de WAHRI (Iniciativa de Investigación sobre Herbicidas del Oeste de Australia) calcularon que después del uso anual de glifosato durante 20 años en rotación arable, se esperaría que más de uno de cada tres campos con problemas de ryegrass anual tuvieran una población de malas hierbas resistentes al glifosato1.

Probabilidad calculada de ryegrass resistente a glifosato en evoluciónEl gráfico muestra también la simulación calculada si el herbicida usado para la preparación de la tierra se alternara entre glifosato y paraquat, se esperaría que sólo un campo de cada cinco presentara resistencia luego de 30 años, en comparación con casi el 90% de los campos pulverizados sólo con glifosato. Se estima que un régimen de ‘Tratamiento Doble’ con limpieza con paraquat después del uso de glifosato mantendría todos los campos libres de ryegrass resistente al glifosato durante por lo menos 30 años3.

Otras malas hierbas importantes de Australia que son difíciles de controlar con glifosato también se están atacando con una técnica de Tratamiento Doble con paraquat.

La Conyza bonariensis (rama negra) constituye un gran problema, en particular en el sur de Queensland y en el norte de Nueva Gales del Sur4,5,6. Es una sembradora prolífica que emerge en distintas estaciones. Una planta puede producir 100.000 semillas aéreas y resulta imperativo evitar que cualquier sobreviviente del control de malas hierbas introduzca semillas. Las semillas germinan en la superficie del suelo o cerca de esta, por lo tanto, y por desgracia, la labranza cero u otros métodos de labranza de conservación la fomentan. Otra cuestión es que la mala hierba es bastante tolerante al glifosato. Si bien aún no se han reconocido casos oficiales de resistencia real al glifosato en Australia, varios otros países tienen resistencia2, por lo tanto, es importante combatir esta amenaza. El tratamiento estándar consiste en intentar controlar las malas hierbas jóvenes con una mezcla de glifosato y 2,4-D. Ensayos recientes en campo han mostrado que esto solo da como resultado un control del 67%. Sin embargo, cuando se pulverizó paraquat o la mezcla de paraquat y diquat que es muy utilizada por los agricultores australianos a los 5 – 7 días del ‘Tratamiento Doble’, los niveles de control aumentaron a más del 95%.

Otra mala hierba problemática en Queensland es Chloris virgata (zácate mota). Los estudios en explotaciones agrícolas utilizando grandes parcelas han demostrado completar el control de plantaciones maduras mediante el uso de un ‘Tratamiento Doble’ que incluye paraquat 11 días después de una pulverización anterior con glifosato7,8.
Se han probado otros herbicidas asociados al glifosato en el sistema de ‘Tratamiento Doble’, sin embargo, el paraquat no ha podido ser superado por su inigualable velocidad de acción, el espectro de malas hierbas que controla y por inactivarse completamente al contacto con el suelo.

En resumen, el control de las malas hierbas antes de plantar con un Tratamiento Doble de glifosato y paraquat:

  • Brinda un control de malas hierbas anuales

    Definición

    Son las malas hierbas que completan su ciclo de vida dentro de una temporada de cultivo o un año. De semilla a floración a semilla antes de que finalice el año.

    Referencias y recursos en línea acreditados

    La Sociedad Internacional de Ciencias de las Malas Hierbas (International Weed Science Society) representa a las asociaciones individuales en todo el mundo. Se citan los detalles de estas asociaciones regionales.

    más rápido y de más amplio espectro que el glifosato solo
  • Brinda control de malas hierbas perennes

    Definición

    Malas hierbas que vuelven a salir todos los años. Algunas mueren en el invierno pero sus raíces permanecen vivas y vuelven a aparecer en la primavera, algunas no mueren y aumentan de tamaño y altura en la próxima temporada.

    Referencias y recursos en línea acreditados

    La Sociedad Internacional de Ciencias de las Malas Hierbas (International Weed Science Society) representa a las asociaciones individuales en todo el mundo. Se citan los detalles de estas asociaciones regionales.

    por el uso de glifosato
  • Rápidamente deja un lecho de siembra limpio, cubierto únicamente por malas hierbas disecadas – importante para los herbicidas residuales de pre-emergencia en el suelo
  • Protege al glifosato de las malas hierbas que desarrollan resistencia a esta herramienta esencial para la producción de alimentos

Referencias

  1. WAHRI newsletter, Otoño 2010.
  2. Relevamiento internacional de malas hierbas resistentes a herbicidas (International Survey of Herbicide Resistant Weeds)
  3. Neve, P, Diggle, A J, Smith, F P and Powles, S B (2003). Simulating evolution of glyphosate resistance. II. Past, present and future of glyphosate use in Australian cropping. Weed Research, 43, 418 - 427.
  4. Werth, J, Walker S, Boucher, L & Robinson, G (2010). Applying the double knock technique to control Conyza bonariensis. Weed Biology and Management, 10, (1), 1-8
  5. Walker, S, Widderick, M & Cook, A (2010). Spraying young flaxleaf fleabane is the key for best control. Australian Grain, Marzo – Abril 2010, 4–6.
  6. Departamento de Empleo, Desarrollo Económico e Innovación de Queensland (Industrias Primarias).  Flaxleaf fleabane
  7. Get Farming Australia (2010). Mature feathertop Rhodes rolled with robust double-knock spray
  8. Departamento de Empleo, Desarrollo Económico e Innovación de Queensland (Industrias Primarias) (2009). Rain prompts urgent feathertop Rhodes offensive

Notas

La marca del producto líder de paraquat es Gramoxone y la mezcla líder de paraquat + diquat en Australia es Spray.Seed.